Rinoplastia

Home / Rinoplastia
 Consigue la nariz que deseas con Rinoplastia

Consigue la nariz que deseas con Rinoplastia

InformaciónPrecio
– Tiempo Quirúrgico: 1 a 2 horas. – Anestesia: Sedación o General. – Hospitalización: No Necesaria. – Recuperación: 9 a 12 Días – Resultados: En 15 ó 20 Días

4.800€

Incluido: – Asesoramiento. – Sedación o Anestesia. – Revisiones. – Analítica.Puedes pagarlo en 60 cuotas de 80€/mes

¿Qué es la Rinoplastia?

La rinoplastia es una intervención de cirugía estética que permite remodelar y definir la apariencia de la nariz además de cualquier tipo de problema funcional que pueda presentar el paciente. De esta forma, gracias a la cirugía de nariz se consiguen unos rasgos faciales armónicos.

La remodelación de la nariz permite corregir la forma y el tamaño de la nariz, corrigiendo el ancho de la base, el dorso nasal, eliminando la giba nasal o modificando su longitud (recortando o alargando la nariz).

La rinoplastia también está indicada para aquellos pacientes que presenten algún problema en el funcionamiento nasal, como desviación del tabique, alteraciones congénitas o el exceso de tensión.

No se debe realizar esta intervención en pacientes menores de 18 años, ya que los huesos nasales no están bien formados.

Cómo es el procedimiento de Rinoplastia

La intervención de rinoplastia se realiza generalmente bajo anestesia local combinada con sedación o con anestesia general, dependiendo del caso. La duración de la cirugía de nariz es de entre 1 y 3 horas.

Existen dos métodos para realizar la intervención quirúrgica, según el tipo de nariz y los resultados que se deseen obtener:

Rinoplastia cerrada

Es aquella que se efectúa mediante incisiones por la parte interior de la nariz por los agujeros nasales. La rinoplastia cerrada es la más usual.

Rinoplastia abierta

Es aquella que requiere una intervención “a cielo abierto” esto es, retirando la piel y tejidos superficiales de la nariz para poder intervenirla. Para poder hacer la rinoplastia abierta se requiere hacer una incisión en la columela. En esta operación se acostumbra a hacer, en la mayor parte de los casos, por cirugía secundaria, o sea, el paciente intervenido que precisa un retoque o bien corrección de la punta nasal. Por esta razón se hace esta intervención llamada “abierta”, exactamente a fin de que el doctor Castro Sierra vea qué se le ha efectuado al paciente en cuestión en la intervención precedente.

Rinoplastia estética

Es aquella rinoplastia que se hace con fines estéticos, esto es, la persona que desea operarse la nariz por el hecho de que está desviada, o bien tiene algún rasgo que quiere suprimir. Esta clase de rinoplastia, así como la Rinoplastia cerrada es la que más se hace en la Clínica Ruber.

Rinoplastia funcional

Es aquella operación de nariz que se hace con fines puramente funcionales, o sea, cuando el paciente no puede respirar apropiadamente por la nariz es preciso intervenir para solventar este inconveniente. Esta clase de rinoplastia requiere la presencia de un cirujano otorrino en el quirófano que opera al tiempo que doctor Castro Sierra corrigiendo la parte funcional (tabique, cornetes…)

Rinoplastia de disminución

Aquellas personas que desean reducir el tamaño de su nariz pues el tamaño natural que tienes está descompensado con el resto de la faz del paciente.

Rinoplastia de aumento

Una rinoplastia de incremento se realiza en personas que desean acrecentar el volumen de su nariz. Personas que no tienen tabique o bien aquellas a las que se les ha descolgado la punta de la nariz.

Independientemente del método de la intervención, en en este tipo de operación se modifican tanto los cartílagos como los huesos nasales que son los que aportan la apariencia y el tamaño de la nariz.

Recuperación tras la Rinoplastia

Las 2 horas siguientes a la operación el paciente no podrá respirar por la nariz, ya que se utilizan tapones para evitar el posible sangrado.  Es normal que durante los primeros días, la inflamación de la zona puede llegar a dificultar un poco la entrada de aire por la nariz.

En los días posteriores a la intervención se pueden producir pequeños moretones e hinchazón alrededor de los ojos.

Tras la operación el paciente deberá llevar durante 7 días una escayola para proteger los huesos de la nariz.

Aunque el paciente puede retomar parcialmente su actividad después de una semana de la intervención, se recomienda esperar un mes para que el paciente recupere su vida plenamente activa. De esta forma se evita cualquier percance que pueda recibir el paciente y que provoque el desplazamiento de la nariz.

Resultados

Los resultados son inmediatos y se pueden apreciar una semana después de la realización de la cirugía de nariz. El resultado satisfactorio de una operación de rinoplastia va a depender de:

  • Una cautelosa evaluación preoperatoria de los detalles anatómicos de cada paciente.
  • Una adecuada intervención y modificación de las estructuras anatómicas a lo largo de la operación.
  • Un buen postoperatorio y también inmovilización en las curaciones.
  • Del buen desarrollo biológico del proceso de cicatrización a corto, medio y largo plazo de los tejidos, cartílagos y huesos.
  • No obstante, pasados un par de meses se podrá ver el resultado final de la intervención, cuando la recuperación sea completa y la hinchazón hayan desaparecido.

Edad para una rinoplastia

Generalmente los pacientes que piden esta clase de cirugía estética son jóvenes entre dieciséis y cuarenta años normalmente por motivos de estética, aunque también hay un número importante de casos que se dan por problemas de salud que requieren de esta intervención quirúrgica. Por otra parte asimismo la rinoplastia se acostumbra a efectuar en personas de más de cuarenta años que por cuestiones de edad y de caída de la punta nasal, desean renovar su aspecto. No existe una edad mínima para someterse a la operación, pero por lo general se aconseja a los jóvenes que se quieren realizar este tipo de intervención que esperen hasta el momento que su desarrollo corporal se haya completado.